¡Bienvenida a las familias hispanohablantes!

Carta del curso

De CoursPriveCefop
Aller à : navigation, rechercher
 Carta del curso -:- Consejos generales a los padres -:- Tarifas -:- Contactar 

Artículo 1

El Curso Privado por correspondencia Santo Domingo Savio y Santa María Goretti es CATÓLICO colocando este título bajo el patronazgo de estos dos modelos heroicos de la infancia y de la adolescencia.

A pesar de que la palabra católico se basta normalmente por sí misma, si se comprende en su plenitud, la dureza de los tiempos que vivimos obliga a ajustarla más particularmente con las precisiones que siguen, las cuales parecen indispensables para que la posición del Curso aparezca clara para todos.

Esta posición es la que inspira el conjunto y el detalle de la enseñanza dispensada.

Artículo 2

A. El Curso y todos los que están consagrados a él o que han consagrado su tiempo y su energía están firmemente ligados a la liturgia tradicional recibida a través de todos los tiempos y hasta estos últimos años como tal por la Iglesia, centrada en torno a la Misa de los Apóstoles, los Padres, los Doctores y los Santos, codificada definitivamente y hasta el fin de los tiempos por el Papa San Pío V, en su bula “Quo primum tempore”.

B. Reciben con fidelidad los anatemas dados a perpetuidad por el Papa San Pío V contra aquellos que osasen tocar esta Misa, imponer otra, prohibir celebrarla o asistir a ella, fuere cual fuere su estado, fuere cual fuere el lugar que ocuparen para su desgracia en la jerarquía.

C. Por estos motivos, rehúsan todas las novedades litúrgicas, celebraciones, “synaxis” y “eucaristías”, sean cuales sean las personas que pretendan imponerlas.

Artículo 3

A. Están firmemente ligados al catecismo tradicional, recibido durante 2000 años como tal en la Iglesia, enseñado particularmente en el concilio de Trento, precisado y confirmado sin desfallecimiento por todos los Pontífices Romanos hasta Pío XII.

B. Rehúsan pues explícitamente todos los pretendidos catecismos nuevos o titulados como progresivos, salidos de las falsas doctrinas modernistas, que desnaturalizan la Fe Tradicional bajo el pretexto de adaptarla a los tiempos modernos.

Artículo 4

A. Conforme a la Tradición y a la enseñanza explícita de la Iglesia, toman la Vulgata de San Jerónimo como la única versión auténtica de la Sagrada Escritura y sostienen que la Llave de su interpretación católica se encuentra en los Padres de la Iglesia y en la Tradición.

B. Rechazan por tanto explícitamente todas las traducciones falsificadas y nuevas que desnaturalizan el sentido y el alcance, y cuyo número crece cada día tras el triste concilio ecuménico Vaticano II.

Artículo 5

Por último, en todos los planos, el católico es un hombre de orden, de lógica, de estabilidad, porque quiere lo que Dios quiere, “sobre la tierra como en el cielo”, en el orden social y político tanto como en el plano filosófico o teológico, en matemáticas y en gramática, como en historia o en física.

En consecuencia, en todos los niveles, sin excepción, y tan lejos como sea necesario remontarse, se afirman contra-revolucionarios ya que católicos, especialmente en materia de educación, de escolaridad y de enseñanza en el plano natural.

Artículo 6

Para que la enseñanza dispensada por el presente Curso pueda conformarse a los distintos puntos que venimos evocando, es evidente que se hace necesario completar la mayoría de los programas actualmente en vigor en los liceos, colegios y escuelas concertadas, que son el producto de dos siglos de revolución permanente en plena aceleración, y que conducen a quebrantar las voluntades, debilitar las inteligencias y engañar las memorias.

El cuadro general de estos programas debe conservarse, inspirándose en aquello que se hacía varias decenas de años atrás, confiando en los programas de las escuelas católicas en el tiempo en que fueron dignas de este nombre. E incluso en estos temarios, muchas cuestiones deben retomarse; a la cual labor, en la medida de lo posible y con la ayuda de Dios, cada colaborador se aplica permaneciendo conforme a las prescripciones reglamentarias en vigor; las cuales no son, de otra parte, más que “minima”.

De todo lo dicho se sigue que el Curso prepara a los alumnos para los exámenes oficiales en la medida en que su éxito no resulta incompatible con una formación católica, lo cual es posible todavía por un cierto número de años y para ciertos exámenes. El Curso los prepara sobre todo en la medida en que una formación tradicional, conforme a la naturaleza de la inteligencia humana, dará a los niños que la sigan con seriedad, una aplastante superioridad intelectual sobre aquellos otros embrutecidos por el audiovisual, vueltos inútiles para la regla de tres, e incapaces de hablar y escribir en francés.

Artículo 7

De todo lo precedente se sigue necesariamente que el Catecismo y la Doctrina Católicas (Historia Sagrada, Escritura Sagrada, los primeros rudimentos de teología moral y dogmática) son materias sin las que la inscripción al Curso se hace imposible.

Se enseñan de forma clásica siguiendo el programa elaborado por el Curso, y en referencia a los autores tradicionales.

Artículo 8

EL FRANCÉS: la lengua francesa se enseñará de forma tradicional, en especial en lo referente a gramática y ortografía.

En la medida de lo posible, y siguiendo una revisión progresiva, la literatura se enseñará dando a conocer autores católicos y contra-revolucionarios que han sido totalmente evacuados de los programas de enseñanza.

Por el contrario, en aplicación de las reglas canónicas de la Iglesia, los autores que figuran en el Índice no se estudiarán en sus textos. Si su conocimiento histórico o ideológico es necesario, como ocurre con Rousseau, Voltaire, Hugo, Balzac, etc., su estudio se llevará a cabo a través de lo que han dicho autores católicos, tales como Maistre, Fréron, Veuillot ou Monseigneur Pie y a partir de algunos textos anodinos y criticados. Este procedimiento permitirá dar al escolar el contra veneno, sin obligarle a ingurgitar el veneno mismo.

Artículo 9

EL LATIN: la enseñanza del latín forma parte de los estudios clásicos. Supone una base esencial para el estudio del Francés el cual proviene de aquél. Es también la lengua de la Iglesia, de la liturgia tradicional.

El latín es pues una materia en principio obligatoria en el Curso. No obstante, este principio sufre, a petición de las familias, derogaciones, que se hacen necesarias debido a la dureza de los tiempos y a las dificultades de la enseñanza a distancia.

Artículo 10

HISTORIA Y GEOGRAFÍA: la enseñanza de estas materias ha quedado hoy desnaturalizada. Resulta esencial, por lo tanto, y se la considera como no opcional para los alumnos del Curso. Se la restablece en su cronología y en su verdad, recentrándola en Nuestro Señor Jesucristo y en el Misterio de la Redención, sin los cuales la historia profana misma se convierte en una sucesión de acontecimientos sin significación, y el mapa del mundo en un vano álbum para colorear sin explicación.

Artículo 11

CIENCIAS NATURALES: el conocimiento de la Creación en el orden material, vegetal y animal, se abordará con espíritu católico de respeto y admiración del orden querido por Dios en la Creación y de su harmonía.

Las ciencias se tratarán con un espíritu verdaderamente científico, fundado sobre la experiencia real y, en consecuencia, adecuado para prevenir al niño contra los falsos dogmas de la falsa ciencia, particularmente el evolucionismo y el transformismo, esos “cuentos de hadas para los mayores” según las palabras del erudito Jean Rostand, por las cuales los ateos buscan una imposible explicación del mundo que les permita excluir a Dios de la Creación.

Artículo 12

FÍSICA Y QUÍMICA: la enseñanza de las ciencias experimentales se impartirá de forma clásica en lo referente a su programa y a su espíritu. En este caso es también necesario formar la inteligencia para su sumisión a la voluntad de Dios expresada en las leyes que rigen la creación, lo que supone luchar contra el racionalismo moderno formando el buen sentido y la inteligencia práctica, por la sumisión a la experiencia.

En particular es necesario mostrar, tal como dijo Santo Tomás de Aquino, que se trata aquí de conocimientos aproximados, y no exactos, como lo son las matemáticas o la metafísica, y que la física matemática es un medio útil de dominación del mundo, pero no un conocimiento exacto delo real.

Artículo 13

MATEMÁTICAS: la enseñanza delas matemáticas se imparte exclusivamente sobre la base clásica de la aritmética, del álgebra y de la geometría. Es esencial para la formación de la inteligencia, particularmente para el rigor y la lógica, sin los cuales el acceso a disciplinas más altas es inevitablemente peligroso. (El ciclo de estudios escolásticos imponía el estudio de las matemáticas antes que el de la filosofía y el de la teología).

Artículo 14

Bajo la rúbrica “disciplinas artísticas” se agrupan diversas materias opcionales, destinadas a permitir a los alumnos la adquisición y el desarrollo de su habilidad, su gusto, su sentido de la belleza.

Artículo 15

Un control pedagógico está previsto y organizado en mitad del año escolar. Las finalidades principales son:

-Verificar el progreso personal de los alumnos
-Habituarlos a un trabajo en tiempo limitado, preparándolos para la práctica, a las dificultades de los exámenes.
-Permitir a padres y alumnos el encuentro con correctores y miembros del equipo de dirección.

Las modalidades prácticas, las fechas y los lugares de estos controles se comunican cada año a los padres siguiendo las clases concernidas.

Artículo 16

Finalmente, de forma general, resulta indispensable reafirmar que los principales responsables de la educación de sus hijos son los padres. Su derecho es “primero e inalienable”, y nadie puede substituirlos ni suplirlos. [cf. Pío XI, Carta encíclica Divini illius Magistri, 31 de diciembre de 1929]

Las escuelas y los cursos son organismos auxiliares que tienen por finalidad ayudar a las familias a cumplir su tarea educativa. Tras haber claramente definido el espíritu en el cual el Curso propone sus servicios, es necesario reafirmar que se trata de un servicio. A este título, todas las demandas justificadas de las familias, todos los ajustes materialmente posibles, que no supongan el cuestionamiento de los principios enunciados más arriba, ni las obligaciones legales a las cuales el Curso está obligado a conformarse, son estudiados con la mayor atención en este espíritu de servicio.

Es posible suscribir una o varias materias, paralelamente a la escuela frecuentada, a título de complemento, de recuperación, o de curso de vacaciones. También es posible tomar inscripciones en el transcurso del año escolar (bajo reserva de razones serias naturalmente).

Los casos particulares serán estudiados con los padres, en especial para niños con dificultades (enfermedad, retraso escolar, situación personal difícil…)

Artículo 17

El Curso está en comunión de espíritu con una obra fundada en 1975 para contribuir a la Salvación de los niños por la oración, la información y una bolsa económica: el CEFOP.

Recomendamos a los padres y a los niños a unirse al movimiento de oración suscitado por esta obra para la Salvación de los niños, recitando cada día por estas intenciones la oración siguiente
ORACIÓN POR LA SALVACIÓN DE LOS NIÑOS

En unión con el Santo Sacrificio de la Misa tradicional, que el CEFOP hace ofrecer cada día.

Acordaos Señor de estos niños pequeños cuya alma fresca y corazón puro os buscan. Salvadlos del liberalismo y de la tibieza, de la escuela sin Dios y del materialismo. Salvadlos sobre todo del escándalo y de la impureza, ya que Vos sabéis que una vez han sido alcanzados por estos males, les es muy difícil levantar los ojos hacia Vos.
Señor, para salvarlos os pedimos la abundancia de vuestras gracias: la gracia de la fundación de escuelas plenamente católicas, fieles a la tradición y antiliberales; la gracia de la vocación de enseñantes cristianos; la gracia del dinero del cual tenemos tanta necesidad para que los más pobres no se pierdan.
Señor, Vos nos habéis presentado a los niños como modelos de los que entraran en vuestro reino; no los dejéis envilecerse. Vos que habéis dicho “dejad que los niños vengan a Mí”, ayudadnos a conducirlos hacia Vos.
Por una escolaridad Católica Tradicional.

Artículo 18

Se recuerda de forma explícita que la inscripción en este curso supone si no la adhesión, al menos el conocimiento pleno y entero de sus principios y de sus finalidades. Si ciertas familias no comparten las opciones precisadas en los artículos precedentes, y deseando recurrir a nuestros servicios, la puerta está grandemente abierta, bajo reserva de no exigir del Curso un cambio de doctrina, de espíritu o de métodos.

 COURS PRIVÉ par correspondance CEFOP - SAINT DOMINIQUE SAVIO ET SAINTE MARIA GORETTI
Siège : Les Guillots- 18 260 VILLEGENON

Direction :
Courriel : direction[@]coursprivecefop.org

Secrétariat - Inscriptions - Toutes correspondances
Cours Privé CEFOP - BP 16 - 79 390 THENEZAY
Téléphone. 09 61 51 06 16;
Courriel : inscriptions[@]coursprivecefop.org